Este es el blog de un equipo de Cuidados Paliativos... trabajamos "a pie de cama", en el domicilio del paciente, en su espacio más íntimo y personal.

Todos los días hay un viaje distinto, duro, sorprendente, triste, emocionante... y con un final.

¿Nos acompañas?.



martes, 4 de noviembre de 2008

... hoy SIN PaLaBRaS :)



Para terminar con el tema de la comunicación, ayer mi compañera me dio una pista... cuando hablaba que muchas veces y si hay esa química en el equipo... simplemente con una mirada consigues entenderte, saber lo que piensa tu compañera/o... es una comunicación NO verbal... y también la tenemos que tener muy en cuenta en la comunicación con los pacientes.

La comunicación NO debe basarse exclusivamente en lo que decimos, también importa COMO lo decimos, y los gestos y movimientos que empleamos. Nuestra comunicación es un conjunto de contenido verbal, paraverbal (el tono, volumen,...de la voz) y no verbal.



No es lo mismo hablar con la mirada puesta en los ojos de la otra persona para aseverar nuestra decisión en lo que decimos, que contestar a sus preguntas evitando su mirada, de forma huidiza.

No será lo mismo tocar y aproximarnos al enfermo cuando hablamos, que hablar desde cierta distancia.

Estos detalles que parecen que pasan desapercibidos a los pacientes, al enfermo en fase final le son muy clarificadores. La comunicación no verbal no debería estudiarse como una unidad aislada, sino como una parte inseparable del proceso global de comunicación. Puede servir para repetir, contradecir, sustituir, complementar, acentuar o regular la comunicación verbal; pero tenemos que tener en cuenta, que cuando el lenguaje de nuestro cuerpo contradice de forma clara lo que decimos, tiene mayor peso para quien lo recibe el lenguaje no verbal.

La comunicación no verbal nos delata sin saberlo.